Internacionales

CRECE LA TENSIÓN EN EL MERCOSUR POR EL PEDIDO DE URUGUAY DE INGRESAR AL ACUERDO TRASPACÍFICO

El presidente de Uruguay, el conservador Luis Lacalle Pou, anunció que su gobierno pidió oficialmente en Nueva Zelanda la solicitud de ingreso al Acuerdo Transpacífico (CPTPP), lo que profundiza la crisis con los otros socios del Mercosur, entre ellos la Argentina.

“El ministro de RREE Francisco Bustillo acaba de presentar formalmente en Nueva Zelanda la solicitud de ingreso al CPTPP. Más oportunidades para nuestro país y nuestra gente. Un Uruguay abierto al mundo. Confiamos en los uruguayos y todo su potencial”, afirmó Lacalle Pou en un tuit.

El miércoles, la Cancillería argentina junto a sus pares de Brasil y Paraguay elevó una nota ante el Mercosur en la que rechazaron las negociaciones realizadas por Uruguay para avanzar en Tratados de Libre Comercio (TLC) unilaterales y, a días del inicio de una nueva cumbre de presidentes del bloque regional, se reservan la posibilidad de “adoptar las medidas para defender sus intereses en los ámbitos jurídico y comercial”.

“Ante las acciones del Gobierno uruguayo con miras a la negociación individual de acuerdos comerciales con dimensión arancelaria, y teniendo en cuenta la posible presentación, por parte de la República Oriental del Uruguay, de un periodo de adhesión al Tratado (…) Transpacífico, los coordinadores nacionales de Argentina, Brasil, y Paraguay (…) se reservan el derecho de adoptar las medidas para defender sus intereses en los ámbitos jurídico y comercial”, señaló la nota oficial.

El diferendo respecto a la política arancelaria del Mercosur y de sus integrantes volvió así a tomar relevancia a seis días de la cumbre de presidentes que se realizará el próximo martes en la sede que el organismo posee en Montevideo.

Las discrepancias sobre el tema se vienen acrecentando desde la llegada de Luis Lacalle Pou a la presidencia uruguaya y quedaron expuestas en la cumbre virtual de marzo de 2021 cuando el mandatario dijo que el bloque regional “no debía y no podía ser un lastre” para su país. “No estamos dispuestos a que sea un corset del que nuestro país no pueda moverse”, dijo entonces el uruguayo.

Entonces Alberto Fernández contestó con la advertencia de que “una carga es algo que hace que a uno lo tiren de un barco y lo más fácil es bajarse del barco si la carga pesa mucho”.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba