ELECCIONES

LA CÁMPORA CULPÓ A ALBERTO FERNANDEZ POR LA DERROTA EN LAS PASO

La vicepresidenta Cristina Kirchner votó en su provincia Santa Cruz, no respondió preguntas a la prensa, hizo gestos de alegría, chequeó el devenir de las elecciones en su distrito, y a las 13.46 partió a Buenos Aires en el Tango 04, que como informó el sitio OPI-Santa Cruz, se trata de un avión con costo financiado por el Estado.

La vicepresidenta tardó tres horas en llegar a destino. Estaba en el aire cuando en la tierra millones de votantes llenaban las urnas de 17 provincias del país con boletas de la oposición. La exmandataria imaginaba, tenía calculado, según sondeos de diversos consultores que trabajan para el Frente de Todos, que las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) serían favorables a su creación: el “peronismo unido” que afronta una cruzada contra Mauricio Macri.

El presidente, Alberto Fernández, envió a uno de sus más leales funcionarios a rastrillar diferentes distritos del conurbano para entregarle información electoral certera desde el terreno. Ese asesor devolvió a la Residencia Presidencial de Olivos (RPO) también esperanza. Los datos eran alentadores. El Jefe de Estado aguardó en la Quinta junto a su jefe de Gabinete, Santiago Cafiero, su vocero, Juan Pablo Biondi, y el secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar