Policiales

UN GRUPO DE MAPUCHE OCUPÓ UNA IGLESIA POR UN RECLAMO DE TIERRAS

Golpearon a Ricardo Sitadini, uno de los sacerdotes que logró escapar. Otro párroco decidió quedarse en el interior para negociar. Se fugaron minutos después.

Un grupo de personas que dicen pertenecer a la comunidad mapuche ocupó la parroquia nuestra Señora de Luján, en El Bolsón para exigir la “devolución de tierras”. Este nuevo incidente se produce cuando en Bariloche se realiza una audiencia clave para tratar la orden de desalojo en otro predio perteneciente al Obispado de San Isidro en Villa Mascardi.

Según los medios locales, los ocupantes eran 12. Frente a la capilla, vecinos de El Bolsón repudiaron el hecho. También se reforzó la guardia policial.

Todo comenzó cuando dos personas pidieron al sacerdote utilizar el baño de la parroquia, ubicada a pocos metros de la Plaza Pagano, en el centro de la localidad. Pero en el momento en que ingresaban, apareció un grupo de encapuchados, con banderas y objetos de la comunidad mapuche.

De acuerdo con vecinos y testigos, se escucharon gritos y ruidos provenientes de la iglesia y creció la tensión en los alrededores.

Un grupo de la fuerza especial COER de la Policía de Río Negro se trasladó desde Bariloche al lugar de conflicto, en donde también se presentó el fiscal a cargo de la causa Francisco Arrien.

Sin embargo, antes que llegaron a la zona, los mapuches liberaron al miembro de la congregación que permanecía en la iglesia y huyeron a los gritos tras vandalizar estatuillas y pintar las paredes del interior de la parroquia.

“Pedimos mayor celeridad y respuestas a la Justicia”

“Estoy muy preocupado por esta situación que generó este grupo autodenominado mapuche, por esta forma tan violenta de reclamar”, indicó el intendente de El Bolsón Bruno Pogliano en diálogo con TN. Estaba en Bariloche junto con la gobernadora rionegrina Arabela Carreras para presentar una ley de promoción turística. “Han sobrepasado cualquier límite lógico, es indignante”, expresó.

El planteo de la comunidad está relacionado a la orden de desalojo que dispuso el juez de garantías Martín Arroyo sobre el predio que la agrupación autodenominado mapuche Winkul Lafken Mapu ocupó en Villa Mascardi. Para esta tarde está prevista una audiencia de impugnación.

Al lugar llegó la policía local y el fiscal a cargo de la causa Francisco Arrien. “Le pedimos que arbitre todas las medidas necesarias par a preservar el bien público y en este caso particular lo que es de la Iglesia Católica. Pedimos mayor celeridad y respuestas a la Justicia».

Con respecto a un virtual apoyo de grupos políticos hacia los integrantes de la comunidad, aseguró que no tiene “certezas”: “Yo veo que están avanzando más que nunca”, dijo.

En cuanto al Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI), aseguró que “tiene un papel dudoso”, y que Magdalena Odarda “tiene una actitud sospechosa” ante la ausencia de contención de estos grupos. “No veo una actitud pacificadora”, señaló.

Además, aseguró que estos hechos están relacionados con las tomas de terrenos llevadas adelante en los últimos meses en la Provincia de Buenos Aires. “Intuyo eso porque El Bolsón es un lugar de paz, no puede ser que ocurra esto”, cerró.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar