Policiales

INGRESARON A ROBAR A UN DOMICILIO Y UNA MUJER MURIÓ DEL SUSTO

Los vecinos se sienten “desprotegidos” y denuncian que “la zona está liberada”. El hijo de la víctima confirmó que faltan varios artículos personales.

María Antonieta Schietroma, de 83 años, murió este martes en su casa de Ramos Mejía, en La Matanza, donde fue encontrada por la Policía, tras el llamado de una vecina al 911 que vio la puerta de la casa abierta en plena tormenta. La causa fue caratulada como “homicidio en ocasión de robo”.

Investigan si la mujer sufrió un paro cardíaco por el susto cuando delincuentes ingresaron a su casa. “Cortaron una reja de la parte de atrás y se le metieron”, contó el vecino que vive en la casa de al lado de Antonieta, por donde suponen que los delincuentes ingresaron.

Según explicó “entraron y ella se asustó y falleció en el momento” y se quejó porque en la zona “hay poca seguridad”. “Nos cuidamos mayormente con los vecinos. Tenemos un grupo de vecinos y nos cuidamos entre nosotros porque hay mucha inseguridad”, agregó el hombre.

Además, relató que “hay que tener mucho cuidado cuando se entra y se sale” de las casas. “Cuando llego tarde tengo que estar con cinco ojos para entrar el auto, porque no sé si va a venir alguien que me va a hacer algo”, indicó.

Un hijo de María Antonieta explicó a los policías que su madre tenía problemas cardíacos y que por este motivo se encontraba medicada.

Voceros judiciales y policiales informaron a Télam que fueron alertados por una vecina que vive enfrente de la casa de María Antonieta, que se comunicó con el 911 cuando vio que la puerta de casa de la mujer de nacionalidad italiana se encontraba totalmente abierta en plena madrugada y bajo una lluvia torrencial.

Al ingresar, los efectivos de la comisaría 1ra. de San Justo encontraron a la mujer tirada en el suelo y sin signos vitales y, poco después, una médica que llegó al lugar en una ambulancia de la empresa Medic constató el fallecimiento de Schietroma.

Si bien los forenses que se acercaron hasta la casa de Ramos Mejía no pudieron determinar las causas de la muerte, los investigadores creen que podría haber sufrido un paro cardíaco producto del susto que le causó la irrupción de los asaltantes, debido a la posición en la que se encontraba el cuerpo y que no presentaba tenía signos de violencia.

Sin embargo, se aguarda el informe preliminar de la autopsia para confirmar el motivo del deceso, añadieron los voceros consultados.

En tanto, los uniformados advirtieron que la propiedad estaba desordenada y sospecharon que podrían faltar elementos de valor, por lo que establecieron que la mujer había sido víctima de un robo. El hijo pudo confirmar que en la casa de su mamá faltaban un teléfono celular, una notebook y una pulsera.

En la causa interviene el fiscal Federico Medone, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) Temática de Homicidios Dolosos del Departamento Judicial de La Matanza.

Medone ordenó el relevamiento de las cámaras de seguridad ubicadas en la zona con el fin de poder identificar a los ladrones.

Otro vecino que fue robado en febrero, contó que piensan que se trata de la misma banda la que ingresó a ambas casas. “Calculamos que son los mismos porque también es un Etios blanco que anda dando vueltas por el barrio, me entraron a mi casa, me rompieron la puerta y también me robaron”, contó.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar