Salud

REPORTAN EL TERCER CASO REINFECCIÓN DE CORONAVIRUS EN EL MUNDO

Se trata de un hombre estadounidense de 25 años, que volvió a enfermarse el 31 de mayo luego de padecer la enfermedad el 18 de abril, sin embargo, la segunda vez el cuadro fue de mayor gravedad.

Los investigadores identificaron el primer caso estadounidense de un paciente reinfectado de coronavirus, que se suma a los otros dos que ya fueron registrados en todo el mundo.

En este caso se trata de un hombre de 25 años, de la ciudad de Reno, del estado de Nevada en EE.UU. donde a fines de abril dio positivo de Covid-19 con síntomas leves. Sin embargo, a fines de mayo volvió a desarrollar la enfermedad pero esta vez con mayor gravedad. Es decir, que cuarenta y ocho días después de su primera prueba positiva, recibió la segunda.

«Este estudio probablemente representa un claro ejemplo de reinfección … las reinfecciones son posibles, lo que ya sabíamos, porque la inmunidad nunca es del 100 por ciento», dijo a Reuters el Dr. Kristian Anderson, profesor de inmunología y microbiología en Scripps Research en La Jolla, California.

Durante la primera enfermedad, el individuo tenía síntomas que incluían dolor de garganta, náuseas, dolor de cabeza y diarrea. En esta oportunidad, el hombre dio positivo el 18 de abril, y sus síntomas desaparecieron el 28 de abril. El 9 de mayo se hizo dos pruebas que dieron negativas.

Sin embargo, unas semanas después, precisamente el 31 de mayo, el hombre comenzó a sentir todos los síntomas que tenía antes, además de fiebre y sensación de mareo. Cinco días después, la condición del paciente empeoró tanto que fue hospitalizado y dio positivo en SARS-CoV-2.

Cuando le realizaron los análisis de sangre comprobaron que el hombre tenía anticuerpos contra el virus.

Al respecto, un equipo de la Universidad de Nevada, la Escuela de Medicina de Reno y el Laboratorio de Salud Pública del Estado de Nevada sostuvieron que pudieron demostrar a través de pruebas sofisticadas que el virus asociado con cada instancia de la infección del hombre de Reno representaba cepas genéticamente diferentes.

Debido a que la composición genética de las cepas es lo suficientemente diferente, esto representa una verdadera reinfección. Además, enfatizaron que la reinfección con el virus probablemente sea rara, pero dijeron que los hallazgos implican que la exposición inicial al virus puede no resultar en una inmunidad total para todos.

«No sabemos con qué frecuencia ocurren las reinfecciones y cómo eso podría cambiar con el tiempo», dijo Anderson.»Antes de que tengamos estudios más amplios que iluminen estas preguntas, no podemos concluir qué significa un solo caso de reinfección para la longevidad y solidez de la inmunidad COVID-19 y la relevancia para una vacuna futura», agregó.

Por su parte, Mark Pandori, director del Laboratorio de Salud Pública del Estado de Nevada, dijo que es probable que este hallazgo no vuelva a ocurrir. «Es solo un hallazgo, pero muestra que una persona puede infectarse con el SARS-CoV-2 por segunda vez», dijo en un comunicado.

Y añadió: “Si la reinfección es posible en un plazo tan corto, puede haber implicaciones para la eficacia de las vacunas desarrolladas para combatir la enfermedad. También puede tener implicaciones para la inmunidad colectiva ”.

A principios de esta semana, investigadores de la Universidad de Hong Kong informaron detalles de un hombre de 33 años que se había recuperado en abril de un caso grave de COVID-19 y cuatro meses después le diagnosticaron una cepa diferente del virus. Además, se informó que dos pacientes europeos, uno en Bélgica y otro en los Países Bajos, habían sido reinfectados con el virus.

Sin embargo, a diferencia del hombre estadounidense, los otros pacientes desarrollaron casos leves del virus durante su segunda vez con la infección.

«Es de esperar que la segunda vez que las personas tengan síntomas mucho más leves o, idealmente, no tengan síntomas», dijo el Dr. Ashish Jha, director del Instituto de Salud Global de Harvard. Jha dice que el caso del paciente de Hong Kong es «completamente consistente con eso».

Por su parte Pndori pidió cautela considerando las muchas incógnitas que aún rodean las respuestas inmunes al COVID-19. «Después de que uno se recupera del COVID-19, todavía no sabemos cuánta inmunidad se acumula, cuánto tiempo puede durar o qué tan bien los anticuerpos juegan un papel en la protección contra una reinfección», dijo en un comunicado.»Si lo ha tenido, no necesariamente puede ser considerado invulnerable a la infección» por segunda vez.

 

 

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar