Nacionales

CARRIÓ EN CONTRA DEL DECRETO QUE PROHÍBE LAS REUNIONES SOCIALES

Consideró que el Gobierno "está instalando un estado de sitio de hecho" y que la medida es "un acto perverso".

Elisa Carrió lanzó fuertes críticas al Gobierno de Alberto Fernández por el decreto que prohíbe las reuniones sociales, al que calificó este miércoles como «un abuso de poder que viola derechos y libertades».

En la misma línea, la líder de la Coalición Cívica (CC) enfatizó que la crisis sanitaria debe enfrentarse «con responsabilidad colectiva e individual, y no con un Estado autoritario y policíaco».

«El Gobierno pretende plantearnos una falsa dicotomía entre vida y muerte, salud y economía, e infundir miedo y angustia en la población. Estamos convencidos que no es la salida», señaló Carrió en un texto que también lleva la firma del bloque de diputados y la Junta Ejecutiva Nacional de la CC.

La exdiputada nacional se apartó del perfil bajo que venía cultivando desde que renunció a su banca meses atrás. Y en relación al DNU que prohíbe las reuniones sociales hasta el 16 de agosto profundizó: «El Gobierno está instalando un Estado de Sitio de hecho, que implica un abuso de poder inadmisible y derechos y libertades».

«Se trata de un acto perverso que esconde una finalidad: que no haya expresiones y/o manifestaciones públicas ciudadanas ante el avasallamiento de la Justicia, la búsqueda de impunidad, el cierre de comercios y Pymes, el aumento de la pobreza y el incremento de la inseguridad, principalmente en la Provincia de Buenos Aires», denunció Carrió.

Críticas a Cristina

La dirigente prolongó sus cuestionamientos a través de un audio difundido por YouTube y Twitter. Y dirigió los dardos hacia Cristina Kirchner.

«Soy la primera en cumplir el protocolo (de prevención por el coronavirus) porque estoy en casa hace seis meses. La que no lo está cumpliendo es la vicepresidenta, que no usa barbijo y va a Cuba cuando quiere», arremetió.

En similar dirección, afirmó que «Alberto y Cristina son lo mismo, son fascistas en el fondo». Y añadió: «Es la hora de la resistencia pacífica, por la vía del Derecho: ellos no van a ganar».

Carrió también cuestionó el acuerdo con los bonistas: opinó que «llega tarde» y que «un arreglo anterior hubiera estabilizado el dolar en otros parámetros».

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar