Espectáculos

HALLAN MUERTA A UNA MISS UNIVERSO VICTIMA DE BULLYNG

Amber-Lee Friis había sufrido agresiones de todo tipo desde su adolescencia por su sobrepeso. En el concurso de belleza de Nueva Zelanda era discriminada por sus ojos rasgados y sus tatuajes.

Una modelo neozelandesa finalista para Miss Universo 2018 fue hallada muerta en su casa el último lunes según dio a conocer la cuenta oficial del evento.

El fallecimiento de Amber-Lee Friis, de 23 años, había sufrido de agresiones de todo tipo por su piel bronceada y sus ojos rasgados y esa situación de bullying sistemático, algo que sufría desde el secundario, cuando pesaba 96 kilos.

Amber decidió mudarse con su novio a los 15 y estudió mecánica mientras trabajaba en una pizzería. Tras superar distintos obstáculos en su vida y se convirtió en reina de belleza, se destacó entre las participantes por no ocultar sus tatuajes y se convirtió en una celebridad.

Si bien la causa exacta de la muerte de la reina no se ha informado públicamente, Daily Mail informó que ella se suicidó.

«Amber cambió completamente su trayectoria como concursante. Tras un inicio un poco estrafalario, acabó siendo una de las más positivas y comprensivas de cuantas concursantes hemos tenido», afirman fuentes del evento.

La agencia The Talent Tree, que la representaba, también le dedicó un emotivo homenaje. «Es con inmensa tristeza que reconocemos el repentino fallecimiento de la bella y talentosa Amber-Lee Friis. Ella fue una de nuestras modelos originales en The Talent Tree y finalista en Miss Universe NZ 2018. Nuestras sinceras condolencias para su familia y amigos», posteó.

Amber era mitad mitad samoana del lado de la familia de su padre y su abuela es jefa en Savai’i.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar