Nacionales

CORDOBA DIO MARCHA ATRÁS: VUELVE A FASE 3

El Centro de Operaciones de Emergencias (COE) Central informó este lunes a la noche que, en base a las evaluaciones epidemiológicas del Ministerio de Salud provincial, sumadas a las recomendaciones emitidas por el Comité Asesor de Científicos, se decidió suspender las aperturas otorgadas en la ciudad de Córdoba, a partir de la hora cero de este martes 19 de mayo y hasta el 24 de mayo, cuando culmina la presente etapa del aislamiento social dispuesta por el Gobierno nacional.

La medida se tomó a raíz de los últimos casos detectados en la zona del Mercado Norte y de la continuidad del brote vinculado al Hospital Italiano, que, en los últimos días, provocaron una aceleración en la curva de casos.

De esta manera, se suspende la reapertura de rubros comerciales, templos religiosos, peluquerías, mudanzas y profesiones independientes no vinculadas a la medicina, autorizadas el pasado lunes 11 de mayo.

Además, se reforzaron los controles, en los accesos a la capital y al circular en el interior de la misma.

Cabe destacar que la medida no alcanza las actividades esenciales e industriales en la ciudad, las que continuarán con los protocolos vigentes y el asesoramiento por parte de las entidades calificadas.

Esta decisión fue tomada en una reunión plenaria del COE, con la participación del vicegobernador, Manuel Calvo; el ministro de Salud, Diego Cardozo; el intendente de la ciudad de Córdoba, Martín Llaryora, y demás autoridades sanitarias de ambas jurisdicciones.

El ministro de Salud, Diego Cardozo, subrayó que la epidemia es dinámica y que el objetivo prioritario de las medidas adoptadas es siempre el cuidado de la salud de cordobeses.

“Notificamos al intendente de la capital acerca de que debemos poner el control en la diseminación de la patología. Deben ser responsable desde el vecino hasta el dueño de la empresa más grande de Córdoba”, expresó Cardozo.

El funcionario provincial detalló que, en las últimas 72 horas, se registraron 55 casos nuevos, razón por la cual “está en peligro la salud de los cordobeses”.

El COE tomó la decisión de trabajar en 16 barrios de la ciudad de Córdoba, donde hay casos positivos, para detectar, aislar y testear la mayor cantidad de contactos de esas personas a fin de interrumpir la cadena de transmisión.

En esos barrios, que no fueron identificados para no generar estigmatización, y en los vinculados con el brote del Mercado Norte, se tomarán muestras representativas y se harán testeos para encontrar no sólo a los contactos estrechos de los positivos, sino también a los asintomáticos.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar