Deportes

LA TENIA DOMINADA PERO UN SOLO GOLPE LO MANDO A LA LONA

CATEGORÍA PESOS PESADOS

Andrew Case-Allan, un ex luchador de artes marciales, sufrió un fallido debut en el cuadrilátero. Sin embargo, escribió un mensaje inspirador a través de sus redes sociales.

Andrew Case-Allan, un ex luchador de artes marciales mixtas, vivió un fallido debut en el boxeo por la categoría de los pesos pesados. El púgil, de 33 años y 180 kilos, sufrió una derrota por nocaut en el segundo round contra el veterano Colin Sangster, en una de las peleas preliminares de un duelo entre super medianos.La pelea de la divisional de los pesados estaba pautada a cuatro rounds: si bien el debutante hizo levantar a la gente de sus sillas cuando conectó un zurdazo sobre la barbilla de Sangster en el comienzo, todo terminó en el segundo round.

Sin embargo, el combatiente canadiense, de 42 años y 123 kilos, se recuperó tras la cuenta del árbitro, fue en busca de la revancha y conectó un brutal golpe sobre el rostro de su rival que generó una espectacular caída.Andrew Case-Allan tiene una fan page donde asegura que su objetivo va mucho más allá que un triunfo o una derrota: “Cuando comencé este viaje, pesaba 213 kilos. Esta no es sólo una página de lucha, es una motivación para todos los muchachos grandes”.

Artículos Relacionados

Botón volver arriba